Antonio Juan Jiménez Vivo gana el concurso de cartas de amor ‘Biblioenamórate’

El concurso, organizado por la Concejalía de Cultura y la Biblioteca Municipal de Lorquí, celebra su cuarta edición

Ganador biblioenamórate 2018

El autor de la carta ganadora del concurso ‘Biblioenamórate’, que responde al pseudónimo de Class, es Antonio Juan Jiménez Vivo. El ganador fue seleccionado por un jurado formado por miembros del Club de Lectura de Lorquí, y recibirá como premio un lote de libros. Este concurso que se celebra con motivo de San Valentín, es organizado por la Concejalía de Cultura y la Biblioteca Municipal de Lorquí, y ya cuenta su IV edición.

Por su parte, la concejal de Cultura, María Dolores García Rojo, ha dado la enhorabuena a la premiada y ha mostrado su satisfacción por la participación en el concurso.

CARTA GANADORA

El día no llega. Piensas que siempre podríamos estar mejor. Siempre ansiando lo que no tenemos, y es que no tenemos nada. Creemos que cualquier momento futuro será mejor, que si algo pasa será por algo, y que nos llevará inexorablemente a lo que estamos esperando. 

El día no llega. Pasa uno y pasa otro. Pasan cien y no lo ves. Sigues esperando. Cada día está más cerca. Puedes sentirlo, casi acariciarlo, pero no está aquí, no es ahora. 

El día no llega. Tu percepción del hoy es diferente, notas como ya no ves las cosas de igual manera. Estás creciendo y aún no, ese día no ha llegado. Estás cumpliendo años y los eventos que evitabas, ahora te gustan. El sabor de la vida es diferente. Hoy el día es algo más azul. A tu lado tienes a una persona especial que es capaz de aguantarte, que aprecia tus ocurrencias, te hace sentir bien… que te cambia el mundo. Pero el día no ha llegado.

El día quizás llegue pronto. Sois más. Sois mejores. Gente a tu alrededor. Hoy no puedo dormir. Hoy se ha puesto malo. Algún día todo mejorará. Frustración. Sigues esperando. Eres tonto. No lo sabes.

El día va a llegar. La vida cambia, y ese día es hoy. Ese día fue ayer. Nada es perfecto y todo lo es, con sus pequeñeces y sus grandezas pero todo es mejor hoy. Lo has hecho bien y puedes sentirlo. Mirar sus caras, amar a quien te ayudó a que hoy no te dejen dormir, a vivir preocupado, a no sacártelos de la cabeza. Y te completó, pero no con esto, sino desde siempre. Todos los días desde aquel instante en el que te dejó entrar en su corazón. Venimos de la nada, esperando un día que, sin perspectiva, no eres capaz de apreciar en toda su grandeza, y aquel día te lo dan todo y no lo supiste.

Ese día ya había llegado. Ese día eres tú.