El Ayuntamiento de Lorquí recuerda que una mascota no es un juguete y requiere responsabilidad

El Consistorio ilorcitano aprovecha las fechas navideñas para recordar a todos los vecinos y vecinas que una mascota conlleva ciertas responsabilidades que hay que cumplir. 

mascotaAsí, rememora la campaña campaña informativa ‘Que tu mascota no deje huella’ para la recogida de excrementos caninos en las calles del municipio, con el objetivo de concienciar a los ciudadanos de que con un simple gesto respetan el entorno, a sus vecinos y además evitan una multa de 50 euros.

Las cacas de los perros ensucian nuestras calles, parques y jardines, suponen un importante gasto en limpieza y son un factor de riesgo para la salud. Por ello, desde septiembre se ha intensificado la vigilancia policial en diversos puntos del municipio para evitar las conductas negativas de los propietarios de animales domésticos.

Además, en la campaña informativa también se destacan otras medidas obligatorias recogidas en la Ordenanza Municipal sobre Protección y Tenencia de Animales Domésticos, que puede consultarse en la página web del Ayuntamiento www.lorqui.es, como la identificación a través de microchip, el uso de collar, la necesidad de bozal en el caso de perros potencialmente peligrosos o la inscripción de estos últimos en el registro municipal de perro peligrosos.

La concejal de Sanidad, Carmen Baños, asegura que “es un pequeño gesto” el que se pide a los propietarios de mascotas y que supone un importante beneficio para todos los ciudadanos y nuestro entorno.